Avanza la investigación con pedidos de indagatoria a empleados de la TV Pública por el retiro de 11,4 millones – NorteGrande

La Justicia investiga el retiro irregular de 11,4 millones de pesos del Banco Itaú, a más de un mes de desatado el escándalo. Esta semana, el fiscal Gerardo Pollicita podría pedir la declaración indagatoria de media docena de empleados del canal estatal de televisión, acusados por estas maniobras.

En la semana anterior, renunció el director ejecutivo; a mediados de marzo, lo hicieron dos integrantes del alto rango administrativo, y otros tres se encuentran bajo sumario, con entrada prohibida al edificio de Figueroa Alcorta; el Banco Itaú hizo dos reportes de operaciones sospechosas ante la Unidad de Información Financiera (UIF), y la Sindicatura General de la Nación (Sigen) echó al auditor interno a cargo de la causa. Pero aún se desconoce quiénes son los empleados del canal responsables de haber retirado, en efectivo y por tandas, los 11,4 millones de pesos.

La Justicia federal reunió evidencia y avanza en citar a la nómina de empleado que definió el fiscal a cargo de la investigación no involucra a la presidenta de Radio y Televisión Argentina (RTA), Rosario Lufrano, sino a empleados de la línea administrativa próxima al directorio.

La titular de RTA asignó como auditor interno al militante Rolando Oreiro y su elección no resultó. La causa no sólo se encuentra demorada –Meritello había dicho que esperaban resultados para la anteúltima semana de marzo–, sino que Oreiro fue despedido por la Sigen por mentir en su declaración jurada, según confirmaron desde el entorno de Lufrano.

El síndico integra la lista de los 20 empleados mejores pagos de RTA, con un sueldo superior a $450.000. Fue reemplazado por la contadora y especialista en sindicatura concursal Analía del Luján Ostojich, quien participa en la causa por la quiebra del correo privado OCA. “Entendemos que, ahora que asumió la nueva auditora, tiene que ser inminente el desenlace de la causa. Rosario [Lufrano] es la más interesada en que salga lo más rápido posible”, aseguraron en RTA. Y agregaron, respecto del avance de la auditoría: “Se está analizando si los comprobantes y gastos que se hicieron son reales y están en línea con los precios que se pagan en el mercado, y si lo que se compró efectivamente existe”.

Este viernes, Lufrano presidió la asunción de Flores acompañada de Álvarez, el directivo saliente, y sostuvo, respecto de la gestión que asumió en 2020: “Los objetivos son la reparación, la construcción y la reconstrucción de los medios públicos”.