Confeccionarán cascos fríos para evitar la caída del pelo durante la quimioterapia de las mujeres – NorteGrande

La Fundación Mujer anunció que hoy se realizará el primer encuentro para la confección de cascos fríos en beneficio de las mujeres santiagueñas que se encuentran bajo tratamiento de quimioterapia en su lucha contra el cáncer. Este “invento” permitirá que las pacientes no pierdan su pelo durante el proceso.

Esta novedad fue presentada en el marco de las actividades centrales que se desarrollaron ayer, en la plaza Libertad, por el Día Mundial de la Lucha contra el cáncer de mama, de las cuales participaron la Ministra de Salud de la Provincia, Lic. Natividad Nassif y el subsecretario de Salud, Dr. César Monti, entre otras autoridades provinciales, e integrantes de la Fundación Mujer.

“Este miércoles a las 16, en la sede de la Fundación Mujer, con la presencia de pacientes de Tucumán, que han padecido el cáncer de mama y usaron el método, iniciaremos la confección casera de los cascos fríos para que las mujeres que se hagan quimioterapia no pierdan cabello durante su tratamiento”, anunció la Dra. Delia Raab de Álvarez, presidente de la Fundación Mujer, sobre esta gran iniciativa que beneficiará a todas las santiagueñas en tratamiento oncológico.

Sobre este método, detalló la manera en que debe usárselo: “Se trata de cascos que armaremos, en formas de gorros, y que llevan geles fríos, o más bien congelados. Este elemento debe colocarse la mujer una hora antes de empezar la primera quimioterapia. Luego, cada media hora, durante todo el tiempo que dure la quimioterapia debe ir cambiándose ese casco. El procedimiento lo deberán repetir hasta una hora después de finalizado”.

En este sentido aclaró que “de esta manera, la vasoconstrucción de los vasos sanguíneos del cuero cabelludo, impedirá que la droga llegue al folículo piloso y se caiga”.

“El secreto está en hacerlo desde la primera quimioterapia. Además es importante que cada mujer paciente tenga un número de cascos para poder ir cambiándose, siempre congelados”, advirtió.

“Les informaremos cómo se los fabrica, en dónde se pueden conseguir los insumos y los ayudaremos a que el tratamiento sea lo más leve posible, tanto en la parte pública como en la privada”, finalizó la Dra. Delia Raab de Álvarez. Fuente: El Liberal